¿Algo que alegar?

Por lo que comentan algunos pacientes, leyendo el blog es posible que sientas la necesidad de ponerte en contacto con los autores. Solo les ocurre a un 8% de los lectores, pero no te asustes: tiene cura y ya estás en el sitio adecuado.

Quizá quieras insultarnos por algo que hemos escrito o insinuado. Es muy lógico, no pensamos la mitad de lo que tecleamos, y nos viene bien que nos señalen las columpiadas.

Puede ser que quieras proponernos un intercambio de banners, anuncios por palabras, ovejas o novias. Lánzanos tu idea, somos unos fanáticos del trueque y escuchamos todas las ofertas.

A lo mejor lo que tienes entre manos es un artículo inédito de gran calidad y quieres que seamos nosotros los que lo publiquemos. Fenomenal. Le daremos publicidad e iremos 'fifty-fifty' con la bolsa del Premio Pulitzer. (La medalla te la puedes quedar tú, faltaría más)

Por último podría ocurrírsete darnos algún consejo sobre los contenidos o el diseño del blog. Llegas, echas un vistazo y ya te crees que sabes más que el que lo creó, ¿no? Qué listo, no sé cómo no estás investigando con antimateria en lugar de leyendo nuestras gilipolleces.

¿Sufres un inexplicable goteo en las meninges? ¿Crees haber visto a tu novia en un vídeo de shemales? ¿Te hacen trabajar los domingos y estás harto de que dios te eche la bronca? ¿Eres realizador en algún programa de teletienda? ¿Tu padre corrió despavorido al verte salir del paritorio?

Tranqui. Aquí tenemos todas, absolutamente todas las respuestas.

En fin, que escribas lo que te salga del pito, seguro que terminamos contestándote.

formulario de contacto

Leer más...